Historia y Arqueología Marítima

HOME

Indice 

Colision del Santa Cruz II y el Cuyahoga.

 

Fuentes: NotiELMA y la web.

En la noche del 20 de octubre último el buque de nuestra flota Santa Cruz II, que navegaba en aguas de la bahía de Chesapeake, en las cercanías del faro de Smith Point, Estados Unidos de Norteamérica, fue colisionado por el cutter Cuyahoga del U.S. Coast Guard, el cual se hundió de inmediato como consecuencia de ello. Es de lamentar, que como resultado del accidente, la desaparición de once tripulantes del cutter hundido, pero cabe destacar el espíritu humanitario y de solidaridad que puso de manifiesto la dotación del Santa Cruz II, así como su elevada capacidad y adiestramiento, que la hacen honrosamente digna de la inmaculada tradición naval argentina.

Al tener conocimiento NotiELMA de que el capitán de ultramar Abelardo Ornar Albornoz, a cuyo mando está el Santa Cruz II, y el segundo de a bordo, jefe de cubierta Tomás Aldo Staiano, se encontraban de regreso en Buenos Aires, los invitó a concurrir a nuestra redacción para conocer en forma directa detalles del desafortunado episodio, a lo que accedieron gentilmente.

EL ACCIDENTE
NotiELMA: ¿En qué momento y lugar, capitán Albornoz, se Registró el accidente?
Capitán Albornoz: A las 21.07, aproximadamente, del 20 de octubre, navegando el Santa Cruz II en la bahía de Chesapeake, en las proximidades del faro de Smith Point, entró en colisión con el cutter Cuyahoga, del U.S. Coast Guard, el cual se hundió de inmediato y, como consecuencia de ello, hubo que lamentar la desaparición de once tripulantes del mismo. Nuestro buque cumplió en la emergencia todas las normas que prescribe el Reglamento Internacional para prevenir colisiones en el mar, como así también las establecidas en el Incand Rules del U.S. Coast Guard, maniobrando por sí solo ante la evidencia de la falta de acción del cutter.

NotiElMA: Capitán Albornoz, ¿hubo alguna apreciación de las autoridades del Coast Guard sobre el hecho?
Capitán Albornoz: Bueno..., cabe destacar que en la Corte que se formó para la investigación del accidente y una vez que finalizaron los testimonios de los tripulantes del Santa Cruz II, el contralmirante VVood, presidente de ella, felicitó al capitán, oficiales y tripulantes del buque de ELMA, por el profesionalismo demostrado en el rescate de los sobrevivientes, circunstancia que evitó un número más crecido de víctimas. El desempeño de la dotación del buque a mi mando puso de manifiesto, en la lamentable emergencia, no sólo su alta y acabada capacidad profesional, tanto como suencomiable espíritu humanitario, cualidades que la ubica honrosamente dentro del marco de la tradición naval argentina.

SOLIDARIDAD

NotiELMA: ¿Los tripulantes del Cuyahoga que fueron rescatados de las aguas, fueron trasladados al Santa Cruz II?
Capitán Albornoz: En efecto; inmediatamente de rescatados los náufragos se los trasladó a nuestro buque, cuyos tripulantes, sin excepción, se dedicaron a prestarles atención. Fue así como los proveyeron de ropas secas de su propia pertenencia y frazadas del buque para su abrigo, dándoles a beber infusiones y bebidas espirituosas o practicándoles masajes, para reconfortarlos. Igualmente, y con la misma celeridad y prioritariamente, se prestaron los primeros auxilios a los que presentaban algunas heridas cortantes.

MAS DETALLES

En el curso de su relato, que acabamos de reproducir, el capitán Albornoz puso particular énfasis al referirse a la actuación que le cupo a la tripulación del Santa Cruz II la que, destaca también NotiELMA, ha sido encomiable. El oficial Tomás Aldo Staiano, jefe de cubierta del Santa Cruz II que, respondiendo amablemente a la invitación de NotiELMA, también concurrió a nuestra redacción, nos proporcionó otros detalles.

NotiELMA: Señor Staiano ¿qué es lo que usted puede decirnos en relación con el episodio?
Oficial Staiano: Bueno..., poco es lo que tengo que agregar a lo expuesto por el señor capitán Albornoz, con cuyas apreciaciones coincido absolutamente. Francamente, la actuación de la tripulación del Santa Cruz II, fue digna de los mayores elogios. Dado el toque de zafarrancho de colisión, en menos de tres minutos el bote a motor de nuestro buque fue puesto en el agua y comenzó a recorrer la zona en busca de náufragos. El haz de luz del reflector de a bordo barría las aguas del lugar del accidente y así fue como, en primer término, localizamos un grupo de náufragos aferrados a la borda de un pequeño bote que el cutter Cuyahoga llevaba en cubierta. Con celeridad nos dirigimos al lugar y los tripulantes que estaban en la situación que les dije nos pidieron que buscáramos a otros que no contaban con mayores medios para mantenerse a flote. Así fuimos rescatando náufragos y trasladándolos a bordo de nuestro buque, hasta que otros medios nos relevaron en la tarea.

CUMPLIERON

Al margen de las declaraciones que le hicieron al capitán de ultramar Albornoz y el oficial Staiano, NotiElMA quiere señalar que para esta época del año ya las aguas de la bahía de Chesapeake son de extrema frialdad y de fuertes correntadas y que, de acuerdo con lo que consignaba la información periodística a través de los cables recibidos, la noche del accidente fue sumamente oscura. Todo habla elocuentemente del medio en que debió efectuarse el salvataje, y consiguientemente del esfuerzo que debe haber exigido cumplirlo. Agreguemos, por último: la tripulación del Santa Cruz II, supo cumplir plenamente con sus deberes marinos y humanos. Todos y cada uno dignos de la tradición naval argentina

La dotación
El Santa Cruz II está al mando del capitán de ultramar Abelardo Ornar Albornoz, a cuyas órdenes actúan: jefe cubierta Aldo Tomás Staiano; 1er. piloto, Guillermo Binder; 2do. piloto Luis A. Campetella; pilotín, Alberto R. Ayza; jefe de máquinas, Rohan G. J. Fuerte; 1er. maquinista, Agustín Jorge Osta (en realidad fué Jaime Bolaños, pero fué uno de los testigos retenidos en los EEUU por el accidente y por ello no volvio con el buque, gracias J.C.Carrion) ; 2do. maquinista, Hugo José Lorenzetti; jefe de radio, Jorge José Giletta; Jefe comisarla, Ricardo E. Zicari.
La tripulación está integrada por: contramaestre, Ricardo Otero; cabo mar, Perfecto Rial; marineros, Cristian Elliot Grieve, Carlos Martínez, Juan Carlos López, Vicente Iglesias, Pedro Monti, Osear Ascua, Eduardo Machado, Jorge S. Sosa; enfermera, Alicia Albornoz, lerelectricista, Antonio Kolakovic; 2do. electricista, Enrique A. Fidel; auxiliares de máquinas, Ulises Cabral, Juan Pompe, Cario Kosak, José Romasanta, Rodolfo S. Cáceres, Jaime A. Cañete; camarero 1ra., Carlos A. Duarte y Daniel R.R. Montoux; 1er. cocinero, Cosme Maqueiro; 2do. cocinero, Alberto Sucaret y ayudante de cocina, José Novo Rodríguez.

El capitán de ultramar Abelardo Ornar Albornoz es oriundo de Salto Argentino, provincia de Buenos Aires, en donde nació el 12 de diciembre de 1927 y en donde cursó sus estudios primarios e inició los secundarios en el Colegio San Martín que completó en el Nacional Mariano Moreno de esta capital.
En febrero de I945 ingresó en la Escuela Nacional de Náutica y en diciembre de 1949 egresó de ella, completando sus estudios como pilotín en 1950 en el Río Teuco. Ese mismo año ingresó en la Flota Mercante del Estado. Fue 2" oficial en el Río Chico y en el Río Gualeguay y posteriormente 1er. oficial en este último y en eIRíoAguapey y en el Río Jacha! También oficial de navegación en el Río de la Plata y 1er. oficial, en construcción, en "el Río Carcarañá. Más tarde actuó como jefe de cubierta delSanta Fe. Entre los años 1968 y 1970 fue subsecretario del Centro de Capitanes y de 1970 a 1972, secretario general del mismo. En 1972 fue jefe de cubierta del Río Carcarañá y relevo de capitán,
jerarquía a la que ascendió en 1976 y comenzó a ejercer en la construcción del Santa Cruz II.
El capitán Albornoz que está casado con la señora Hilda Carreiro, y tiene dos hijos, uno de 18 años estudiante de la Facultad de Derecho y otro de 15 que cursa estudios secundarios, integra el plantel de los precursores de nuestra Empresa, en la que se le reconocen 29 años de servicios.


Informe breve americano

The Argentine coal freighter Santa Cruz II, a 521-foot bulk carrier, hit the Cuyhoga on her starboard side between amidships and the stern. A consensus of accounts indicated that the cutter was dragged backwards for a minute and then fell away from the tanker, rolled on her side, and sank within a couple of minutes. The Santa Cruz rescued 18 survivors from the water and stayed on the scene until help arrived.  The remaining 11 men embarked on the Cuyhoga were lost.  Four days after the accident, a Marine Board of Inquiry convened in Baltimore, Maryland, at the Marine Safety Office to investigate the accident.

After some delay due to heavy seas and high winds, two massive floating cranes were used to raise the Cuyhoga, which was in 57 feet of water.  After an initial inspection, the ship was placed on barges and towed 65 miles to Portsmouth for a full inspection.

 

 

 

Victimas y sobrevivientes

Lost shipmates:

MKCS David B. Makin  
YN1 William M. Carter  
SS1 Ernestino A. Balina  
SA Michael A. Atkinson  
FA James L. Hellyer  
SA David S. McDowell
OC James W. Clark  
OC John P. Heistand  
OC Edward J. Thomason  
OC Bruce E. Wood
LI Wiyono Sumalyo, Indonesian Navy

Survivors of the collision were:

CWO Donald K. Robinson
BM1 Roger E. Wild
QM2 Randy V. Rose
MK2 Stephen D. Baker
SN Kevin J. Henderson
SA Jeffery I. Fox  
SA Michael E. Myers  
OC Arne O. Denny  
OC Peter S. Eident  
OC Earl W. Fairchild, Jr.  
OC Michael E. Moser  
OC Frederick J. Riemer  
OC Joseph L. Robinson  
OC Robert P. Rutledge  
OC Timothy C. Stone  
OC Earl C. Thomas  
OC Lawrence V. Williams  
LT Jonathan Arisasmita, Indonesian Navy

 

The Marine Casualty Report, number USCG 16732 / 92368 and dated 31 July 1979, concluded:

The Commandant has determined that the proximate cause of the casualty was that the commanding officer of the USCGC CUYAHOGA failed to properly identify the navigation lights displayed by the M/V SANTA CRUZ II.  As a result he did not comprehend that the vessels were in a meeting situation, and altered the CUYAHOGA's course to port taking his vessel into the path of the SANTA CRUZ II.

The Cuyahoga was later sunk off the coast of Virginia as an artificial reef.

 

Este sitio es publicado por Carlos Mey -  - Martínez - Argentina

Direccion de e-mail: histarmar@fibertel.com.ar