Historia y Arqueología Marítima

HOME

EXODOUS 1947

Indice Academia ROU Hist Mar.y Fluvial

 

Por  SERGIO DANIEL VALIÑAS  Publicado en Ciclo de Conferencias año 2010

 

RESUMEN

Al fin de la Segunda Guerra Mundial, por razones obvias, se acentuó la emigración de europeos de religión judía, mayormente buscando arribar a la “Tierra Prometida”, por entonces el Mandato Británico de Palestina.  Pero el gobierno de Londres no estaba dispuesto a aceptar el ingreso de nuevos colonos al protectorado, y en consecuencia tomó medidas para impedirlo.  En esas circunstancias, zarpó de Francia hacia Palestina el buque “Exodous 1947” con más de cuatro mil pasajeros judíos, cuyo desembarco fue impedido por medios navales, finalizando los inmigrantes en campos de refugiados de Alemania.  Sin embargo, el hecho sacudió la opinión pública mundial convirtiendo el nombre del buque en el símbolo visible del deseo de un pueblo en la diáspora, acelerando el proceso que finalizaría unos meses después en el nacimiento del Estado de Israel.

 ANTECEDENTES HISTORICOS

            La región mediterránea conocida como “Cercano Oriente” ha sido una fuente constante de tensión a lo largo de la historia de la humanidad.  Hoy, el conflicto más importante es el que se ha desarrollado entre Israel y Palestina.

            A través de los siglos, algunas naciones aparecieron, se mezclaron con otras o desaparecieron.  Sin embargo, la nación de los judíos se diferenció por conservar una identidad separada, la que fue forjada por el sufrimiento común (persecución y diáspora) y mantenida por los preceptos de una religión con estrictos códigos de comportamiento que imponen la membrecía a una comunidad y la pertenencia a un pueblo.  Sus escrituras religiosas son la historia de ese pueblo, una historia que ocurrió en un territorio específico nombrado "la tierra de Israel" y que gran parte del mundo llamó Palestina.

            Durante siglos los judíos fueron víctimas de antisemitismo o discriminación, tendencia que se acentuó cuando en el Siglo XIX varió la actitud social entre los pueblos europeos, y el antisemitismo dejó de ser un tema religioso para convertirse en racial, acompañando el auge del nacionalismo radical que caracterizó a la Europa de entonces. 

            Mientras las plebes de casi todo el mundo resaltaban sus orígenes históricos propios, los judíos también comenzaron a indagar sus raíces.  Cuando en todas partes los empezaron a llamar "extranjeros" iniciaron la búsqueda de algún rincón del planeta al que pudieran llamar "Patria".  Entnces el sionismo religioso proporcionó la respuesta, con  asociaciones alentando el retorno al territorio histórico.  En 1897 el austriaco Theodore Herzl organizó en Primer Congreso Sionista Mundial, para proveer de organización y estructura unificada a los esfuerzos aislados y al año siguiente comenzó la migración de judíos europeos, que establecieron pequeñas colonias en Palestina. 

            Para sus habitantes árabes, el surgimiento de asentamientos de europeos fue motivo de curiosidad pero no de alarma.  La tierra estaba poco poblada, mayormente porque la corrupta administración y los métodos opresivos de los invasores turcos no habían alentado el asentamiento.  En consecuencia, a fines del Siglo XIX había espacio para todos en Palestina.

        TC  \l 1 "NACIONALISMO ARABE"Los mismos sentimientos nacionales que sacudieron a los judíos europeos en fines del Siglo XIX afectaron a los árabes veinticinco años más tarde.  El ímpetu mayor sobrevino con la Primera Guerra Mundial.  Turquía era aliada de Alemania, e  Inglaterra, temiendo la pérdida del Canal de Suez y sus posesiones petroleras de Persia, alentó una revolución de los árabes contra sus ocupantes turcos, bajo la promesa de formar un Estado independiente después de la victoria.

 

La región en 1947 

            La revuelta fue exitosa en derrotar al ejército otomano, pero después del triunfo se produjeron profundas divisiones entre las tribus árabes cuando descubrieron que Gran Bretaña había prometido partes del territorio a los franceses en el Pacto Sykes-Picot de 1916, y a los judíos por la Declaración de Balfour de 1917.  La pelea entre los árabes solo sirvió a los intereses de las potencias coloniales, ya que aprovechando la discordia Francia se anexó Siria y Líbano, y el Reino Unido se quedó con Jordania, Transjordania y Palestina.

            Cuando los británicos establecieron el mandato en Palestina (1923), el conflicto entre árabes y hebreos no era grave.   La migración judía había alcanzado los 90.000 colonos, que habían pago por la tierra que ocuparon y que habían colaborado sensiblemente con su cultura más avanzada al mejoramiento de las condiciones de vida.  La mayor demanda de los palestinos de entonces fue que se detuviera el arribo de judíos y la venta de tierras.

            A principios de la década del 1930, la población judía de Palestina era menor del 10%, cuando ocurrieron dos hechos exógenos que alteraron la situación.  El primero fue la limitación impuesta por EEUU a la inmigración, y el segundo el ascenso al poder de los nazis en Alemania.  En el siguiente lustro, unos 400.000 colonos judíos europeos ingresaron en Palestina, la que se encontró súbitamente con un 30% de población hebrea, que por su organización y mayor nivel intelectual pronto desplazó a los palestinos del nivel original de poder e influencia. Entonces, la coexistencia pacífica entre árabes y judíos se hizo difícil. 

 

Ben Gurion proclamando el Estado de Israel,  en Tel Aviv el 14 de mayo de 1948 

            En 1943, durante la guerra, el Ejército Británico recibió el apoyo de una Brigada Judía. Si bien los judíos siempre pudieron alistarse en el ejército británico, esta fue una unidad militar mayor exclusivamente integrada por judíos provenientes de Palestina. Con 5.000 hombres, fue desplegada en Italia en 1944, tomando parte de los combates y el avance de ese frente hasta el fin de la contienda.  Además, miles de judíos europeos se alistaron en las fuerzas aliadas del Reino Unido, Francia Libre y Polonia en el Exilio, participando activamente en la derrota de los nazis.  La Brigada Judía fue disuelta en 1946, junto con la desmovilización de las tropas.  En Medio Oriente, muchos ilusamente creyeron que habían ganado el apoyo británico para el reconocimiento en Palestina, pero no fue así.  Para los intereses de Gran Bretaña, un mundo árabe dividido era la mejor opción en Cercano Oriente. Entonces comenzaron las confrontaciones. 

            Las tropas británicas fueron incapaces de mantener la paz, y en esas circunstancias la orden fue impedir a cualquier costo el ingreso de nuevos colonos judíos al Mandato de Palestina, aunque ello significara el empleo de medios militares.  Entonces ocurrió el incidente del “Exodous 1947”, marcando un punto de inflexión.

            El acto final fue el involucramiento de las grandes potencias.  Los judíos contaban con el apoyo de EEUU, los palestinos el de Gran Bretaña.  La URSS se alineó con EEUU, no porque Stalin tuviera preferencia, sino como forma de enfrentar a dos aliados entre sí que eran enemigos suyos.  Entretanto, en Palestina, dos organizaciones secretas judías (Irgun Zvai Leumi y Palmach) practicaron una campaña de ablandamiento de los efectivos ingleses que influyó con mucho peso en la opinión pública británica, la que reclamó el desligue de sus tropas de la situación. 

            Así, a fines de 1947 Gran Bretaña comunicó formalmente a la ONU el fin de su mandato en Palestina, y como consecuencia de ello en noviembre la Asamblea General pasó una resolución llamando al establecimiento de dos estados en el Mandato Británico de Palestina, uno judío y otro árabe.  El 13 de mayo de 1948 la resolución obtuvo fuerza de ley internacional, y al día siguiente los zionistas, liderados por David Ben Gurion, declararon la independencia de un nuevo Estado, Israel.  

EL BUQUE

            El “Exodous 1947” fue construido en 1927 en el Astillero Pusey & Jones Corporation, de Wilmington, Delaware, para la Baltimore Steam Packet Company, como buque de pasajeros y cargas para operar entre Baltimore y Norfolk, y puertos intermedios de la Bahía de Chesapeake.  Sus parámetros fueron: Desplazamiento: 1.814 toneladas, Eslora 320 pies (98 metros), Manga 57 pies (17 metros), Calado 19 pies (5,70 metros), Propulsión: máquina alternativa de triple expansión, Velocidad 15 nudos, Dotación 59 marinos.

Bautizado SS “President Warfield”, en homenaje a Solomon Davies Warfield, presidente de la Baltimore Steam Packet Company (tío de Wallis Davis Simpson, futura Duquesa de Windsor), cumplió con la función para la que fue construido entre 1928 y 1942, cuando fue retirado del negocio por baja rentabilidad.

            El 12 de julio de 1942 la nave fue adquirida por el gobierno estadounidense a través del War Shipping Administration y convertida en buque de transporte de tropas. Conservando su nombre original, como USS “President Warfield” (IX-169) fue cedido en préstamo al Ministerio de Guerra de Gran Bretaña. 

 

SS “Presidente Warfield” 

Tripulado por marinos mercantes británicos al mando del Capitán J. R. Williams, el buque zarpó de St. John, Newfoundland, el 21 de setiembre de 1942 integrando un convoy de vapores pequeños que transportaban tropas canadienses al Reino Unido.  El 25 de setiembre fue atacado por un submarino alemán a 800 millas al Oeste de Irlanda, pero logró evadir los torpedos, arribando intacto a Belfast.

La travesía fue muy dura para la dotación, porque el buque, diseñado para las tranquilas aguas de la Bahía de Chesapeake, era poco apto para el inquieto océano.  Evaluando sus pobres condiciones marineras para el Atlántico, los británicos lo destinaron a cuartel alojamiento, permanentemente amarrado a muelle en Instow, sobre el Canal de Bristol.  El 21 de mayo de 1944 fue devuelto a la Armada de EEUU para servir como plataforma intermedia de tropas en la Playa Omaha, durante el desembarco aliado en Normandía.  Al término de la operación fue devuelto a su tarea de alojamiento militar en Inglaterra. 

Finalizada la guerra en Europa, el 25 de julio de 1945 regresó a Norfolk, Virginia, para ser retirado del servicio activo, dado de baja del Registro Naval y transferido a la Administración de Transportes de Guerra para su disposición final.  El 9 de noviembre de 1946 fue adquirido para chatarra por la Potomac Shipwrecking Company, y su nombre desapareció de la historia naviera.    

USS “Presidente Warfield” (IX-169)(nótese el rompeolas sobre la cubierta a proa, necesario para proteger la superestructura de los embates del mar) 

Pero esta compañía era tan solo una oficina en Washington DC, capital de EEUU, que actuaba como agente exterior del grupo político judío Haganah. La Haganah (en hebreo: “la defensa”) fue una organización paramilitar de autodefensa creada en 1920 en Palestina, a consecuencia de los pogromos realizados por la población árabe, y cometidos mayormente con la permisividad de las autoridades británicas.

Rebautizado como “Exodous 1947” por el relato bíblico del éxodo del pueblo judío de Egipto a Canaán, el buque quedó bajo el control de Hamossad Le’aliyah Bet, organización clandestina dedicada a ayudar la migración de judíos a Palestina. Zarpó de Baltimore el 25 de febrero de 1947 con rumbo al Mediterráneo, al mando del Capitán Ike Aranne (Yitzhak Aronowicz), de tan solo 24 años, miembro de Palmach (brazo militar de Haganah), y supervisado por Yossi Harel (28 años), como comandante operacional de Haganah.

Capitán Ike Aranne rodeado de la Plana Mayor del “Exodous”  

LA ODISEA  DE LOS EMIGRANTES

El 11 de julio de 1947 el Exodous zarpó del Puerto de Séte, Francia con, 4.515 pasajeros, entre los que había 685 niños.  No bien abandonó las aguas territoriales francesas, fue alcanzado por un grupo de destructores británicos, liderados por el crucero “Ajax”, que acompañaron la travesía. 

El 18 de julio, a 20 millas de la costa de Palestina y aún en aguas internacionales (donde la Armada Británica no tenía jurisdicción), sin advertencia o aviso previo un destructor embistió al Exodous por el través de Estribor, abordando una partida de Infantes de Marina con órdenes de detención de todos los emigrantes.  Los pasajeros se resistieron al arresto, originándose un enfrentamiento que finalizó con la toma de la nave, tres muertos, y treinta heridos de diversa entidad.  En esas condiciones, el muy dañado buque ingresó al puerto de Haifa. 

El “Exodous 1947” rodeado de destructores británicos 

Al día siguiente los pasajeros del Exodous fueron transferidos a otros buques (Runnymede Park”, Ocean Vigour y Empire Rival) para ser deportados a Francia. El 2 de agosto arribaron a Port-de-Bouc, cerca de Marsella; donde los emigrantes se negaron a desembarcar, permaneciendo en los buques durante 24 días, soportando una ola de calor a pesar de la escasez de comida, el amontonamiento y pésimas condiciones sanitarias. El gobierno francés se negó a forzar el desembarco requerido por los británicos, y como estos no querían dar marcha atrás con el plan, se ordenó a los buques zarpar con los prisioneros hacia Hamburgo, puerto alemán en la zona de ocupación británica.

     

Ingreso a Haifa 

Los refugiados se encontraban en una actitud desafiante al momento en que la nave atracó en Hamburgo. Aunque mujeres y niños desembarcaron pacíficamente, los hombres tuvieron que ser sacados por la fuerza de los buques, y varios resultaron heridos en el enfrentamiento con tropas británicas que usaron porrones y mangueras de incendio. Fueron enviados a campos de refugiados de Am Stau y Poppendorf, cerca de Lubeck.

El encargado de la operación el Teniente Coronel Gregson evaluó los resultados de la operación en 33 judíos heridos en los combates (entre ellos 4 mujeres) y 68 detenidos para ser enjuiciados por mal comportamiento. Más tarde admitió que usó gases lacrimógenos contra los inmigrantes. Uno de los testigos de los hechos fue el Dr. Noé Barou, secretario de la sección británica del Congreso Judío Mundial, con 35 años de experiencia en presentar informes internacionales sobre abusos cometidos por las potencias coloniales.

El envío a los campos donde pasaron las más trágicas peripecias suponía un fracaso lamentable de la misión humanitaria original y para muchos sobrevivientes del holocausto fue un trago amargo de soportar. El tratamiento a los refugiados provocó una protesta internacional sobre las condiciones en que iban a ser confinados. Barou informó que las condiciones eran pobres y que Am Stau estaba dirigido por un comandante de un campo alemán, lo que fue negado por los británicos. Sin embargo, los informes de Barou fueron correctos y contundentes.  

  

Daños del abordaje y desembarco de los prisioneros en Haifa 

Los candidatos a la inmigración a Palestina se alojaron en chozas y tiendas de campaña en Poppendorf y Am Satu, pero al aproximarse el invierno las inclemencias del tiempo motivaron el traslado en noviembre de 1947 a Sengwarden, cerca de Wilhelmshaven y Emden. Más adelante, todos fueron llevados a campos de refugiados en Chipre. . Después, la mayoría de los pasajeros del Exodo 1947 se establecieron en Israel, aunque tuvieron que esperar hasta el nacimiento del Estado.

Ike Aranne, oriundo de Polonia, se radicó en Israel, donde vivió hasta su muerte en 2009, a la edad de 86 años.  Yossi Harel, nacido en Jerusalem, responsable de varias operaciones de Le-aliyah Bet que introdujeron cerca de 24.000 judíos a Israel, murió en su ciudad natal en 2008, a los 89 años. 

              

Ike Aranne                                                    Yossi Harel  

IMPORTANCIA HISTÓRICA

Durante ese tiempo, la cobertura de los medios de comunicación de la terrible experiencia que estaban viviendo los pasajeros fue usada como argumento para poner fin al conflicto. Los periodistas que cubrieron el evento describieron al mundo la crueldad empleada por los británicos, provocando la reacción de la opinión pública mundial ante semejante ultraje, lo que trajo como consecuencia el cambio de la política migratoria del gobierno de Londres.  

El asunto llamó la atención de las Naciones Unidas para el Comité Especial sobre Palestina (UNSCOP). Alguno de sus miembros estuvo presente en Haifa cuando los emigrantes fueron forzados fuera del Exodous a los barcos de deportación, y eso presionó hacia la búsqueda de una solución para la inmigración judía, después de tantos años de proscripciones originadas por la guerra.

Según Estados Unidos, el mandato británico de Palestina era incapaz de manejar el problema de los refugiados y empujó a Naciones Unidas a actuar como mediador. El 24 de setiembre de 1946 Clark Clifford, asesor del Presidente Harry Truman, advirtió que la Unión Soviética deseaba lograr la dominación completa en Oriente Medio y con ese fin alentaba la emigración de los judíos de Europa a Palestina, al tiempo de denunciar las políticas de Estados Unidos y Gran Bretaña hacia Cercano Oriente, para alimentar el conflicto e inflamar a los árabes en contra de esas políticas.

El 4 de octubre de 1946 el Presidente Truman emitió una declaración de apoyo estadounidense a la creación de un “Estado Judío viable”, y bajo esa presión el 7 de febrero de 1947 Gran Bretaña anunció que pondría fin a su mandato en Palestina.  El resto es historia ya conocida. 

  

EL DESCANSO DEL BUQUE

Después de trasladar a los judíos a su tierra prometida, y haber sufrido las consecuencias de ello, el “Exodous” quedó amarrado en el Puerto de Haifa, fuera de servicio por las averías del abordaje, en espera de ser reparado algún día.  Allí el olvido le comenzaría a jugar una mala pasada.

La creación del Estado de Israel en 1948 atrajo la inmigración masiva de judíos europeos víctimas del holocausto. No había tiempo ni dinero para restaurar el Exodous, aunque el alcalde de Haifa propusiera que el “… barco que lanzó una nación …” debía ser restaurado y convertido en un museo flotante de la Aliyá.

Cuando por fin se inició el proceso de restauración, se constató que el tiempo y el abandono había cobrado una cuota muy alta.  En esas circunstancias, un misterioso incendio ocurrió a bordo del Exodous, destruyendo todo hasta la línea de flotación.  Se intentó remolcarlo a un lugar seguro pero se hundió al norte del Río Kishón. En 1964 se juntaron esfuerzos para rescatar el casco de hierro, el esfuerzo no dio resultados y se hundió cada vez más 

El “Exodous 1947” antes de inicirse el intento de restauración

 En 1974 otra vez quisieron levantar el pecio del Exodous. Los restos fueron puestos a flote y remolcados, pero nuevamente se hundió. Parte del casco permaneció visible hasta mediados del 2000, cuando la ciudad de Haifa construyó allí un muelle de contenedores en la ampliación del puerto. Los restos del buque quedaron enterrados en la obra, y por tanto inaccesibles.

Existen placas o monolitos históricos sobre el Éxodo en Alemania, Francia, y Estados Unidos. No hay ninguno en Israel.  

REFERENCIAS

Ø  HOLLY, David; “The ship that launched a Nation”, en “Naval History”, Vol. 11, U. S. Naval Institute Press, Annapolis, 1997.

Ø  HERTZOG, Chaim; “The Arab - Israeli Wars”, Editorial Random House, New York, 1982.

Ø  ZIEGLER, David; “War, Peace & International Politics”; Editorial Little & Brown, Toronto, 1984.

Ø  PALMER, R.R, & COLTON, Joel: “A history of the modern world”, Volumen II,

Ø  Editorial Alfred A. Knopf, New York, 1991.

Ø  VALIÑAS FREITAS, Francisco; “Israel y Palestina, un conflicto sin final”, Revista Naval Nº 44, Montevideo, Abril 2003. 

 

  

Este sitio es publicado por la Fundacion Histarmar - Argentina

Direccion de e-mail: info@histarmar.com.ar